El Arbol mágico de la prosperidad

El Arbol mágico de la prosperidad

Hay un árbol llamado Frankestein, aunque personalmente lo llamaría el árbol de la abundancia o la prosperidad.

Es de belleza extraordinaria además de dar variedad de 40 frutas distintas, tan sólo con la ayuda de la naturaleza y un grupo de personas cooperando, seleccionando 40 variedades de duraznos, que son frutas, de la familia Rosaceae, concretamente estas son frutales con hueso con almendra amarga.


Su creador es un artista y profesor de la Universidad de Siracusa, Sam Van Aken.

¿Increíble? Sí, pero cierto, real como la vida misma.

Mediante diferentes injertos, principalmente de variedades antiguas, y con la ayuda de distintos biólogos y agricultores; Van Aken combinó diferentes variedades de melocotones, ciruelas, nectarinas, cerezas y mediante un proceso de “injerto de virutas” creó un árbol que cultiva 40 tipos de fruta diferentes.

Este maravilloso árbol dependiendo de la época de crecimiento de cada variedad va cambiando de color y de aroma. Florece en primavera ofreciendo tonos rosáceos y blancos, dando los distintos frutos durante el verano


Van Aken eligió el número 40 como un número simbólico del infinito; «una abundancia que está más allá del cálculo«

Y este mágico árbol no es un medio de comercio, sino que es más un método de conservación, además no está solo!!! Hay más de un centenar repartidos por Estados Unidos los cuales Aken ha viverizado.

Dice Van Aken que lo ve como una obra de arte, una escultura a través de injertos; y que ahora su siguiente objetivo es conseguir «el árbol de las cien frutas».


¿Lo veremos?
Deseamos que este proyecto avance y nos muestre la magia y el arte de realizar injertos.


Y para las personas más aventureras en este tema de los injertos, en otro artículo hablaremos más en detalle de cuándo realizarlos, diferentes técnicas y mucho más, saber de injertos es una noticia positiva !
Pondremos aquí el enlace.


Comparte y disfruta muchas noticias positivas,
Salud y Alegría en tu día a día